Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
25 octubre 2013 5 25 /10 /octubre /2013 17:14

La semana pasada empezaba una de las experiencias más intensas de nuestro viaje, cinco días viviendo en una comunidad. En ella vivimos muchas experiencias, todas buenas, y vimos muchas cosas de la vida en la comunidad, algunas de las que debemos aprender y otras muy duras, pero como de  malas noticias vivimos inundados, sólo contaremos las buenas. Una de las mejores hay que empezar a contarla desde días antes.

 Mi primera intención era llevar un balón de rugby para intentar jugar un poco con los más pequeños, pero tras varias tiendas visitadas, el balón ovalado era imposible de encontrar. Me puse en contacto con equipo local y su respuesta fue contundente, 

no existe ninguna tienda que venda balones de rugby en todo el país, menuda decepción.

 

IMG_2122-copia-1.JPG

De todos modos, seguíamos con el plan y decidimos comprar un balón de fútbol, ver que podíamos hacer y dejarla como recuerdo con la intención de acercarnos a la gente de la comunidad. Al llegar a la casa de la niña Rosa y Don Tránsito, nuestra familia de acogida, tuvimos la siguiente conversación:

Ah que bien, jugáis a fútbol.

 No no, no nos gusta el fútbol, es un regalo para los niños.

Regalárnosla al equipo de mujeres, que lo tenemos más complicado. – Saltó la Niña Rosa.

¿Tenéis un equipo de mujeres? Perfecto, para ustedes entonces. – Concluimos.

Pero ese balón, nunca llegó al equipo de mujeres. Nada más volver de trabajar, Brian, el pequeño de la famil

ia ya nos estaba esperando para ir a jugar al grito de: ¡A la casa chele, a la casa chele! Así que fuimos a la casa chele a jugar.

Día tras día, Brian y Lulú, la niña de la casa de al lado, nos esperaban  con el balón en las manos y sin tiempo para descansar nos íbamos a jugar. Cuando avanzaba la tarde, cada vez más niños se apuntaban a jugar dispuestos a aprender cualquier juego que les enseñáramos. Jugamos a rugby, tal y como era estaba en el plan, vóley ball con una cuerda y muchos cambios de reglas permitidos,  aprendimos que sin zapatillas y con árboles de medio centros defensivos y extremos derechos también se puede  jugar al fútbol y jugamos a todos los juegos que nos sabíamos y algunos de nos inventamos.

 

IMG_2127.JPGCada día nos esperaban más niños y niñas, hasta el punto que varios días, después de cenar seguíamos jugando hasta que todos nos íbamos destrozados a la cama. Al final de la semana nos despedimos de todos los niños y de la familia que tan bien nos había tratado, y como le prometimos a la niña Rosa, cuando volvamos será con un balón para el equipo de mujeres. Volvimos a nuestra casa de San Salvador con la lección aprendida, si se tiene ilusión y alegría, como derrochaban en la comunidad que nos acogió como uno más, ni la forma de la pelota, ni el juego, ni la situación de cada uno importa, para que durante tres horas al día, se nos olviden todas las desgracias que nos rodean. 

 

IMG_2250.JPG                                              Laura y Xabi

Compartir este post

Repost 0
Published by ESF-El Savador - en PCR
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

  • : El blog de ESF-El Savador
  • El blog de ESF-El Savador
  • : En este Blog se publican los avances del proyecto que la ONG Ingeniería Sin Fronteras está llevando a cabo en El Salvador; así como artículos para conocer la realidad social del país y denunciar situaciones de violación de los DDHH.
  • Contacto

Texto Libre

Busca Artículos